Ráfaga Pediátrica…Una correcta limpieza bucodental puede evitar el mal aliento, que se presenta en un 20% de los niños.

Parece ser que el 20% los niños presentan mal aliento (halitosis) en ocasiones   coincidiendo con una infección bucal (pircing, etc.) u otras veces con la presencia de algún proceso del tracto respiratorio (amigdalitis, cuerpo extraño nasal, etc.), digestivo o general.

Combatir la halitosis, por regla general, requiere principalmente una correcta y continua higiene bucal  (cepilladlo diario de los dientes, encías y lengua).

En los lactantes, al empezar a brotar los primeros dientes, es preciso pasar una gasa humedecida con agua y cuando ya hayan brotado proceder al cepilladlo de los mismos por lo menos una vez al día.

Ayuda a combatir la halitosis en los niños una dieta a base de frutas y verduras evitando las grasas y las proteínas.

El uso de colutorios para tal efecto (siempre después de una previa y total limpieza bucodental) solo consigue hacer desaparecer la halitosis temporalmente.

No hay que olvidar que en caso de amigdalitis y/o adenoiditis (vegetaciones) responsables de la halitosis solo su extirpación puede corregirla.


Republished by Blog Post Promoter

Primeros auxilios… Hemorragias -1

Una “hemorragia” es una perdida de sangre causada por el desgarro o rotura de un vaso sanguíneo. Según su naturaleza pueden ser externas, internas o por orificios naturales. A continuación detallamos los auxilios inmediatos generales para estos casos, más adelante expondremos los auxilios inmediatos concretos para cada caso en particular:

Auxilios inmediatos generales…

 NO PERDER TIEMPO… COLOCAR LA MANO DIRECTAMENTE SOBRE  LA HERIDA CAUSANTE DE LA   HEMORRAGIA EJERCIENDO UNA PRESIÓN DIRECTA Y CONSTANTE (de 3 a 5 min).

  • Colocar el accidentado tumbado en el suelo.
  • Cubrir la herida responsable con un apósito o trozo de ropa limpia y presionar firmemente con una o ambas manos durante unos 10 minutos.
  • Procurar elevar la extremidad afecta por encima del corazón (excepto que exista una fractura).
  • Colocar un vendaje compresivo sobre la herida (sin apretarlo para no comprometer la circulación del miembro).
  • Comprobar el pulso por debajo de la zona hemorrágica.
  • Si la hemorragia se hace visible a través del vendaje colocar otro sin retirar nunca el primero.

 Si a pesar de todo ello continua la hemorragia

  • Llevar a cabo la compresión a distancia durante unos 10 minutos.
  • Comprimir la arteria correspondiente a la herida por su parte superior es decir cerca el corazón).

Si la herida esta en brazo

  • Comprimir la arteria humeral que se encuentra en el bíceps.

 Si la herida esta en la pierna

  •  Comprimir la arteria femoral a la altura de la ingle con el puño cerrado .
  •  ADVERTENCIA: Las compresiones nunca deben durar más de 15 minutos.
  •  Solicitar ayuda inmediata (112) o trasladar al niño al Centro Sanitario más cercano.

NOTA: Si no es posible controlar la hemorragia mediante la técnica anteriormente descrita colocar un “torniquete hemostático”.

 

Torniquete hemostático

Se denomina “torniquete” aquel instrumento que al ejercer una fuerte compresión en un miemro es capaz de detener su circulación sanguínea. El torniquete se usa solamente si no se consigue parar de otro modo la hemorragia. Como torniquete puede emplearse un pedazo de tela de unos5 cm. de ancho y un metro de largo. No utilizar el cinturón, cuerda o hilo metálico.

Técnica de colocación

  • Colocar el torniquete por encima del área a comprimir y a unos centímetros por encima de la herida.
  • Anudar con un lazo (siempre por encima de la zona elegida) y colocar un palo o estaca en su interior.
  • Girar el palo o estaca dando las vueltas necesarias hasta que cese la hemorragia.
  • Marcar en la frente la hora que instalo el torniquete.
  • Aflojarlo cada 20-30 minutos.
  • Al cesar la hemorragia ir aflojando el torniquete.

Medida cautelar ante una hemorragia

  • Solicitar siempre ayuda inmediata (112) o trasladar al niño al Centro Sanitario más cercano.

 

IR A HEMORRAGIAS (SEGUNDA PARTE) | IR A HEMORRAGIAS (TERCERA PARTE)

Republished by Blog Post Promoter

Miniráfaga Pediátrica… El bebé ya no cabe en el moisés y debo trasladarlo a la cuna. ¿Qué debo hacer para que se adapte a su nuevo espacio?.

El paso del moisés a la cuna debe hacerse gradualmente para que asi  el bebé se adapte a su nuevo espacio. Una buena técnica para ello ,como primer paso, es  acostumbrar a que el bebé duerma solo la siesta en la cuna para luego dejarlo  en ella ya durante toda la noche. El trasladar los mismos  accesorios que tenía el moisés a la cuna (puesto que el bebé ya estaba habituado a ellos) puede ayudar a que se adapte antes.

Si la cuna no cabe en la propia habitación de los padres una buena solución es trasladar  el moisés al cuarto infantil (para que el bebé se acostumbre a su nuevo espacio) y luego trasladarlo  a la cuna que previamente se habia colocado en la habitación.

Republished by Blog Post Promoter

Ráfaga pediátrica.. ¿Existe diferencia alguna entre los purés caseros y los típicos “tarritos?

A partir de los 5-6 meses de edad es cuando se acostumbra a introducir en la dieta del bebé los alimentos sólidos. De entre ellos para comodidad de la madre (no disponer del tiempo necesario para hacer un puré casero por ejemplo) existen los típicos “tarritos” entre ellos, por ejemplo, a base de ternera, pollo o cordero etc.

Ciertos estudios comparativos con los purés caseros han puesto de manifiesto que su perfil nutricional entre unos y otros es muy similar, aunque hay que tener en cuenta que los purés caseros la adición de sal puede sobrepasar ,en ocasiones los niveles de sodio recomendados. Sin embargo los fabricanes ya tienen en cuenta tal cuestion.

Republished by Blog Post Promoter

La trona es un elemento indispensable cuando el niño se mantiene ya sentado y sus horarios de alimentación empiezan a adaptarse a los de los adultos.

La “trona” es un elemento indispensable y mas practico de lo que parece, pudiendo llegar a utilizarse cuando el niño se mantiene ya sentado sin perder la estabilidad (a partir de los 6-7 meses) y sus horarios de alimentación empiezan a adaptarse a los de los adultos.

Por otra parte es conveniente que toda trona pueda adaptarse a las diferentes etapas de crecimiento del niño de tal manera que pueda llegar a utilizarse hasta los tres años. (sin duda alguna una trona puede ser pues una gran inversión). Sin embargo el principal peligro que entrañan las tronas es que los niños pueden caerse si no están bien sujetos a ellas o volcar en el caso de que estando colocadas cerca de una pared empujen sus pies o brazos en ella.

Aunque el uso principal de la trona es facilitar el momento de las comidas, es innegable que posee a la vez una función integradora ya que participa en los momentos familiares importantes. Sentado en la trona el niño puede, a la vez de estar cerca de los padres contemplar lo que están haciendo en todo momento desde una altura privilegiada. Ello hace que el niño tome consciencia de que es miembro integrante de una familia en la que ocupa un lugar único y en exclusiva. Por otra parte la bandeja de la trona le servirá de superficie de apoyo para sus juguetes. Ahora bien pese a las ventajas antedichas hay niños que se resisten a utlizarla. En estos casos  hay que ir acostumbrandole  sentandolo  en  la misma durante breves espacios de tiempo que se iran incrementando hasta que ya no se resista  a estar sentado en ella.  Una norma de seguridad al respecto es no dejer al niño sin vigilancia cuando esta en la trona.

Teniendo en cuenta, pues la inmensa importancia que reúne la trona todo el cuidado es poco para escoger aquella más idónea.

Actualmente existen varios tipos de tronas. Las denominadas fijas son una solución si se dispone de espacio. Por el contrario las plegables ocupan un espacio más reducido pudiéndose guardar y transportar cómodamente. Otro tipo de trona son las denominadas regulables las cuales al poder regular su asiento en altura pueden reclinable lo utilizarse como una silla. No hay que olvidar aquellas tronas que poseen un respaldo que da lugar a que el niño este más cómodamente sentado y así poder descansar y aquellas otras que además de tener en cuenta el crecimiento del niño ofrecen unos asientos amplios y cómodos y apropiados hasta que el niño cumple los tres o cuatro años.

Otras tronas tienen la característica de ser transformables y evolutivas. Las transformables, tienen la ventaja de que pueden regularse en altura adaptándose a las necesidades de crecimiento del bebé permitiendo que el niño pueda sentarse a la altura de la mesa de los adultos (sin embargo el inconveniente principal de tales tronas es que ocupan mucho espacio ya que no pueden plegarse). Las evolutivas son aquellas tronas que pueden convertirse en una combinación de silla o mesa por lo cual resultan ideales como primer pupitre.

Las llamadas tronas suspendidas o tronas de mesa (de reducido tamaño) constan de un asiento ligero compacto y plegable con un respaldo acolchado reclinable y de una bandeja (acostumbran a pesar unos 2 kilos). Todo ello puede anclarse directamente en los márgenes de cualquier tipo de mesas mediante unas gruesas pinzas (tipo universal). Un aspecto importante de estas tronas es que su estructura debe ser lo suficiente estable y sólida para soportar el peso del niño y sus balanceos. Este tipo de tronas van provistas de un cinturón de seguridad para sujetar al niño. Con estas tronas el niño puede comer con los mayores.

Las tronas asiento (para niños de 6- 36 meses o hasta 15 kg) consisten en unas minisillas plegables que se colocan completamente ancladas mediante arneses o correas, sobre el asiento de cualquier silla tradicional del adulto para que el niño pueda llegar a la mesa. Son de plástico y fáciles de plegar y portátiles por lo que son prácticas para viajar. El inconveniente de estas silla es que le niño puede caerse al suelo si presiona sus brazos o piernas contra otra superficie (pared por ejemplo).

El material utilizado para la fabricacion de una trona puede ser madera, aluminio,acero etc. siendo elementos comunes en todas ellas  un chasis (plegable o no) , unas patas estables ( o con dos ruedas) ,un asiento amplio , un respaldo anatómico (reclinable o no ), un reposa pies, una tira  entrepiernas (que evita el niño se deslize) y una bandeja Todo ello debe cumnplr con las normas europeas de seguridad al respecto.

Republished by Blog Post Promoter

El adolescente adicto a Internet, una patología cada día más frecuente

La dependencia a Internet es tristemente real y similar a la que provoca el juego del ludópata, aunque con la particularidad de que el adolescente cibernauta tiene ante sí un universo infinito que le permite navegar durante horas sin limite de tiempo (incluso robando horas de sueño.

El tipo de adicción a Internet varía según las características personales del joven adolescente. Las más frecuentes son aquellas generadas por las “amistades virtuales”, ya que red ofrece al internauta un anonimato y una intimidad que no le puede dar el mundo real. Por tal motivo los “chats” ofrecen al adolescente muy tímido o con poco éxito social un mecanismo compensatorio altamente atractivo, es decir le desinhibe y le  crean  amistades con quienes no conocen y probablemente no conocerán nunca personalmente. Por otra parte el joven que “chatea” puede presentarse ante su pareja cibernautica tal y como le gustaría ser (el Yo ideal): alto/a, guapo/a, simpático, rico e incluso puede cambia su identidad sexual si lo desea. Sin embargo, a la vista está que en el caso de encontrarse en el mundo real con la “amistad virtual” el chasco puede llegar a ser inmenso.

El cibersexo al que se apuntan numerosos adolescentes varones es otra de las ofertas tecnológicas en el cual se suman la pornografía y la telefonía erótica las cuales ofrecen  una sensación de realidad por su inmediatez El correo electrónico y las charlas virtuales son otro de los servicios que mas dependencia pueden generar.

Por sexos los adolescentes varones son más propensos al juego y a la pornografía, mientras que las mujeres los son más a las amistades personales íntimas que encuentran en el chat.

Entre los factores predisponentes para que un adolescente se  vuelva adicto a Internet pueden citarse las dificultades de relación, la falta de anclaje social y la falta de supervisión parenteral. Los síntomas generales que pueden aparecer en todos los casos son el aislamiento progresivo, la falta de comunicación con amigos y familiares, agresividad, falta de de rendimiento escolar o laboral etc. La realidad es que el adolescente utiliza la red para trasladarse a un mundo virtual más gratificante para así escapar de los problemas personales.

La fatiga y el cansancio visual y la falta de movimiento son los problemas médicos que pueden presentarse por pasarse horas delante del monitor. No olvidemos que el exceso de concentración puede producir cierto efecto hipnótico son olvidar aquellos problemas circulatorios debido a estar horas y horas delante del ordenador sin moverse.

 

Republished by Blog Post Promoter